Círculo de la palabra cibernética

Este viernes 13 de agosto, el Nodo Activaciones de la Red Conceptualismos del Sur retoma la programación abierta y transfronteriza de los círculos de la palabra, e invita a una conversación experimental entre activistas/artistas/investigadorxs que crucen sus prácticas dentro y fuera del arte con (h)ac(k)tivismos, tecnología, Internet, herramientas, imaginarios, cuerpos e intervenciones que atraviesan fronteras y formatos; qué ​posibilidades que habilitan en términos de imaginarios, políticas y modos de intervenciones desde lo virtual.

Viernes 13 de agosto
19:00 hs. Brasil/Argentina/Uruguay – 18:00 hs. Chile/Paraguay – 17:00 hs. Perú/México/Colombia

Participan:

Guilherme Altmayer (Rio de Janeiro, Brasil) @tropi.cuir
Professor, pesquisador e ativista. Desenvolve pesquisa ativista de salvaguarda digital de memórias e arquivos sexo e gênero dissidentes em rede através da plataforma tropicuir.org é membro da redcsur.net. https://www.instagram.com/tropi.cuir/

Cristina Ribas (Porto Alegre, Brasil)
Artista y investigadora. Trabaja con arquivos, feminismos y investigación académica y teatral. Pos doctoranda en el Programa de Pos Graduación en Artes en la UFRGS (Porto Alegre, Brasil). Participa de la Red Conceptualismos del Sur, grupo de estudios Epistemologias Afetivas Feministas (EAF), proyecto Arquivos Táticos y de la Red Indomesticables. Organiza la plataforma abierta Desarquivo.org

Constanza Andrea (Santiago, Chile) @kalogatias
Dibujante, diseñadora, artista e investigadora. Trabaja temas de tecnología, género y medio ambiente. Es parte de las colectivas acoso.online, ciberseguras.org y #SeñorasdeInternet y Presidenta de la junta de vecines del Núcleo Ordinario de Artistas. https://www.instagram.com/nucleoordinariodeartistas/

Liliana Zaragoza Cano (Guadalajara, México) @Lili_Anaz
Comunicóloga, tecnóloga, fotógrafa, escritora y artista hackfeminista. Cuenta con 20+ años de experiencia como educadora y comunicadora popular, organizadora comunitaria y defensora de derechos humanos. Su trabajo explora la intersección entre arte, cuerpos, redes, memoria, resistencias, tecnologías comunitarias, imaginación radical, cuidados colectivos digitales e infraestructura feminista. Es cofundadora del Lab de Interconectividades, autora del proyecto Mirada sostenida, coautora del Manifiesto por Algoritmias Hackfeministas, y cocreadora de lae robotae circuit_futura. https://linktr.ee/lili_anaz

Transmisiones vía:

YouTube RedCSur https://www.youtube.com/watch?v=NOgFNELcP-M

Facebook RedCSur: https://www.facebook.com/471887169963670/posts/1155111491641231/

Zambullirse en lo inapropiable Lanzamiento del libro «Archivos del común II»


Les invitamos este jueves 15 de julio a las 18:30 (argentina) a Zambullirse en lo inapropiable el lanzamiento del libro «Archivos del común II. El Archivo Anómico» publicado por la editorial pasafronteras – Red Conceptualismos del Sur.

Contaremos con la participación de:
Lucía Bianchi (Docente y Artista RedCSur)
Graciela Carnevale (Docente y Artista RedCSur)
Mabel Tapia (Investigadora y Subdirectora del Museo Reina Sofía RedCSur)
Ana Ruzich (Docente UNNE)

Modera: Damian Cabrera (Escritor e Investigador RedCSur)

Transmisión Youtube

QR Libro «Archivos del común II. El Archivo Anómico»:

Des-bordes 0.68
Cuarentena Intervenida

* Nuevo número de la revista digital de la RedCSur *

Entre mayo y julio de 2020, confinadas en diferentes lugares del mundo, las integrantes del equipo editorial de Des-bordes, mantuvimos un diálogo semanal, una suerte de “conversación aleatoria que permite derivas impensadas cuando parecía que nos quedábamos sin palabras”, como lo ha definido Graciela Carnevale. De esa deriva conversacional y en eco a diferentes acciones, surge la propuesta de este nuevo número polifónico y epistolar que interroga desde voces en primera persona, las actuales condiciones de vida. Pensamos el espacio de trabajo de Des-bordes como un resguardo frente a las exigencias del contexto para dar respuestas en diferentes velocidades. 

Desde donde se la mire, la situación es muy grave. La pandemia parece estar afirmando procesos que llevan a una exterminación de clase. A través de distintos caminos desde la destrucción de economías, la represión o la mayor exposición al contagio, definitivamente se manifiesta un desprecio por la vida de las clases más bajas. 

Al mismo tiempo parece haber un trastoque irreductible de la histórica linealidad temporal. El desarrollo global de esta pandemia ha determinado diferentes futuros co-habitando con múltiples presentes. La experiencia de un tiempo trastocada también atraviesa esta edición. 

El número anterior de Des-bordes desplegaba experiencias en América Latina y Europa del Este, remitiendo a una diversidad de contextos y temporalidades. Así es que hemos pedido a l+s autor+s del número anterior, una carta interrogando esa “normalidad” que sus propios textos denunciaban ya en 2019. De alguna manera, este es un canal que abre Des-bordes hacia la campaña #LANORMALIDADERAELPROBLEMA, impulsada por la RedCSur, la Fundación de los Comunes y el Institute of Radical Imagination en diálogo con el Museo Reina Sofía y realizada entre junio y septiembre de 2020.  

Como modo de perpretar y expandir el diálogo, al hilo de las cartas recibidas, diferentes artistas han enviado una reflexión visual en diálogo con una misiva. 

De alguna manera, esta edición de Des-bordes, actualiza la idea del arte correo, y del cultivo de redes transnacionales, abriéndose a la posibilidad de un tiempo tentacular donde cada carta y sus resonancias puedan hablarle al presente, al pasado o al futuro. 

Remitentes/contibuyentes en este número: 
Carolina Andreetti, Marcos Benítez, Lucía Bianchi, Patricia Carabalí Mozorongo, Damián Cabrera, Graciela Carnevale, Oscura Díaz, Francisca Fernández Drogett, Cooperativa La Voz de la Mujer, Matteo Locci, Elena Lucca, Ana Lucía Maldonado, Jocelyn Muñoz Baéz, Angélica Muñoz, Miguel D. Norambuena Cristina Piffer, Bojana Piškur, Henry Ramírez Soler, Cynthia Shuffer, Mabel Tapia, Basak Tuna, César Valencia, Paulina Varas, Pedro Vargas, Hugo Vidal, Jaime Vindel.

Oír Palestina

Ouvir Palestina

Hear Palestine

Écouter Palestine

Llamado de solidaridad internacional 

Ante los nuevos avances de ocupación de los territorios palestinos por parte de Israel, la intensificación de las acciones para la anexión de Cisjordania, coincidentes con la pandemia de Covid-19 y las negociaciones entre Israel, Émiratos Árabes con Estados Unidos como intermediario, sin presencia ni voz del pueblo palestino, desde la RedCSur hacemos un llamado a oír Palestina, y expresar nuestra solidaridad y complicidad con el pueblo palestino que habita dentro y fuera de este territorio.

El grito palestino se escucha de lejos, desde el conflicto árabe-israelí de 1948, desde la guerra de los seis días en 1967, desde la intifada de 1987, desde los enfrentamientos que terminaron con el aislamiento definitivo de la franja de Gaza en 2005, desde el “viernes de furia” ante la apertura de la embajada estadounidense en Jerusalén en 2017. Oír Palestina implica el deseo de volver una parte sensible hacia ese prolongado grito, para afectarnos con la intemperie de su presente; un presente cuyo detalle puede ser a veces inaudible o ha sido silenciado por los altavoces internacionales. Pero queremos saber. 

Queremos que se sepa qué beneficios económicos y políticos que se persiguen con este acuerdo, qué  otras presiones internacionales, frenan el derecho a la autodeterminación del pueblo palestino y amenazan su existencia.

Queremos aprender de las tácticas para enfrentar el horror, las formas de resistencia que contestan a la violencia militarizada a la vez que traman formas de re-existencia que luchan por la continuidad y el desborde de los muros y franjas. Queremos expandir el saber desde abajo para expandir formas de boicot transnacional.

Queremos que cese la invasión. En la invasión a Palestina resuenan invasiones territoriales y saqueo de tierras que nos recuerda el despojo fundacional sobre el que se constituye cada Estado-nación. En la invasión a Palestina se ensayan estrategias de represión y tecnologías de control que luego son aprendidas y replicadas en distintos puntos del planeta. Lo hemos visto. Lo vemos en Chile, en Colombia, en Brasil. 

Queremos libertad a los presos políticos y que los refugiados puedan regresar a sus tierras. Que la diáspora palestina pueda volver a la tierra de sus antepasados sin peligro de ser extraditados por los controles del apartheid. No+ segregación, muros y puntos de control cercenando territorios, historias y memorias. 

Queremos traer al presente las redes de solidaridad entre sures que nos aproximen en un deseo por el cese del colonialismo y del apartheid, en la búsqueda por condiciones de vida digna para todxs. Queremos escuchar la posibilidad de otros modos de vida. Queremos hacerlos posibles.  

Hacemos un llamado a oír Palestina y articular nuestras energías de apoyo frente a la amenaza de anexión de Cisjordania que en palabras de sus autoridades constituye una “amenaza existencial”. Invitamos activistas, artistas, militantes, investigadorxs a participar del Círculo de la Palabra y la campaña artística Oír Palestina, como formas de afectación sobre la situación que atraviesa su pueblo, y un principio de saber para la acción política.

Campaña de solidaridad artística Oír Palestina:

Convocamos a una campaña artística que permita difundir y visibilizar la solidaridad con el pueblo palestino, a modo de piezas para ser descargadas y activadas desde distintas latitudes

Dirigida a artistas, colectivos, activistas, militantes

Bases:

1 – Cada artista o colectivo puede enviar un número ilimitado de obras (gráficas, audiovisuales, performáticas, literarias, musicales, etc) 

2 – Las obras deben enviarse mediante correo electrónico a redcsur@gmail.com. Adjuntando ficha completa de datos del autorx o colectivo:

Nombre colectivo u autor/a / País y ciudad / Correo electrónico / Título / Técnicas / Formato / Año

3- Las piezas serán subidas a la página de la RedCSur para ser descargadas y compartidas. 

#OirPalestina #SolidaridadConPalestina 

——————————————

Ouvir Palestina

Chamada para solidariedade internacional

Diante do avanço na ocupação dos territórios palestinos por parte de Israel, e a intensificação das ações para a anexação da Cisjordânia, coincidentes com a pandemia de Covid-19, nós, como RedCSur fazemos um chamado para ouvir Palestina, e expressar nossa solidariedade e cumplicidade com o povo palestino que habita dentro e fora deste território.

O grito palestino se escuta de longe, desde a guerra árabe-israelense de 1948, desde a guerra dos seis dias em 1967, desde a intifada de 1987 desde os enfrentamentos que terminaram com o isolamento definitivo da faixa de Gaza em 2005, desde as “sextas-feiras de fúria” diante da abertura da embaixada estadunidense em Jerusalém, em 2017. Ouvir Palestina implica o desejo de dispor uma parte sensível de nós para esse grito prolongado, para nos afetar pela intempérie de seu presente; um presente cujo detalhe pode ser às vezes inaudível ou silenciado pelos alto-falantes internacionais. Mas queremos saber.

Queremos que se saiba claramente quais interesses econômicos e políticos, quais cumplicidades internacionais, freiam o direito à autodeterminação do povo palestino e ameaçam sua existência.

Queremos aprender com as táticas para enfrentar o horror, as formas de resistência que contestam a violência militarizada e ao mesmo tempo tramam formas de re-existência que lutam pela continuidade e o transbordamento de muros e faixas. Queremos expandir o saber desde abaixo para expandir formas de boicote transnacional.

Queremos que pare a invasão. Na invasão da Palestina ressoam invasões territoriais e saqueio de terras que nos lembram a expropriação fundacional sobre a qual se constitui cada Estado-nação. Na invasão da Palestina são ensaiadas estratégias de repressão e tecnologias de controle que logo são aprendidas e replicadas em distintos pontos do planeta. Temos visto isso. Vemos isso no Chile, na Colômbia, no Brasil.

Queremos liberdade para os presos políticos e que os refugiados possam voltar para suas terras. Que a diáspora palestina possa voltar para a terra de seus antepassados sem perigo de serem extraditados pelos controles do apartheid. Não + segregação, muros e pontos de controle cerceando territórios, histórias e memórias.

Queremos trazer para o presente as redes de solidariedade entre os “suls” que nos aproximem num desejo pelo fim do colonialismo e do apartheid, na busca por condições de vida digna para todxs. Queremos escutar a possibilidade de outros modos de vida. Queremos torná-los possíveis.

Fazemos um chamado para ouvir Palestina e articular nossas energias de apoio diante da ameaça de anexação da Cisjordânia que em palavras de suas autoridades constitui uma “ameaça existencial”. Convidamos artistas, ativistas, militantes, pesquisadorxs a participar do Círculo da Palavra e da campanha artística Ouvir Palestina, como formas de afetação sobre a situação que atravessa seu povo, e um princípio de saber para a ação política.

Campanha de solidariedade artística Ouvir Palestina:

Convocamos a uma campanha artística que permita difundir e visibilizar a solidariedade com o povo palestino, a partir de peças para ser descarregadas e ativadas desde distintas latitudes.

Dirigida a artistas, coletivos, ativistas e militantes.

Bases:

1 – Cada artista ou coletivo pode enviar un número ilimitado de obras (gráficas, audiovisuais, performáticas, literárias, musicais, etc) 

2 – As obras deven ser enviadas ao e-mail redcsur@gmail.com. Anexar ficha completa de dados dx autorx ou coletivo:

Nome colectivo ou autor/a / País e cidade / E-mail / Título / Técnicas / Formato / Ano

3- As obras serão postadas na página da RedCSur para download e compartilhamento. 

#OuvirPalestina #SolidaridadeComPalestina

____________________________________

Hear Palestine

Call for international solidarity 

Given the new advances in the occupation of the Palestinian territories by Israel, the intensification of actions for the annexation of the West Bank, coinciding with the Covid-19 pandemic and the negotiations between Israel and the Arab Emirates with the United States as an intermediary, without the presence or voice of the Palestinian people, RedCSur makes a call to listen to Palestine, and express our solidarity and complicity with the Palestinian people living inside and outside this territory.

The Palestinian cry can be heard from afar, from the Arab-Israeli conflict of 1948, from the six-day war in 1967, from the intifada of 1987, from the confrontations that ended with the definitive isolation of the Gaza Strip in 2005, from the «Friday of Fury» at the opening of the US embassy in Jerusalem in 2017. Hearing Palestine implies the desire to turn a sensitive part towards that prolonged cry, to affect us with the inclemency of its present; a present whose detail can sometimes be inaudible or has been silenced by international speakers. But we want to know.

We want to know clearly what economic and political interests, what international complicities, are holding back the right to self-determination of the Palestinian people and threatening its existence.  

We want to learn from the tactics of confronting the horror, the forms of resistance that respond to militarized violence while plotting forms of re-existence that fight for continuity and the overflowing of the walls and stripes. We want to expand knowledge from below to expand forms of transnational boycott.

We want the invasion to stop. The invasion of Palestine echoes with territorial invasions and plundering of land that reminds us of the foundational dispossession upon which each nation-state is constituted. In the invasion of Palestine, strategies of repression and technologies of control are tested, which are then learned and replicated in different points of the planet. We have seen it. We see it in Chile, in Colombia, in Brazil. 

We want freedom for political prisoners and we want the refugees to be able to return to their lands. That the Palestinian diaspora can return to the land of their ancestors without the danger of being extradited by the apartheid controls. No more segregation, walls and checkpoints cutting off territories, histories and memories. 

We want to bring to the present the networks of solidarity among the South that bring us together in a desire for the end of colonialism and apartheid, in the search for dignified living conditions for all. We want to hear the possibility of other ways of life. We want to make them possible.  

We call upon to hear Palestine and to articulate our energies of support in front of the threat of annexation of the West Bank which in the words of its authorities constitutes an «existential threat». We invite activists, artists, militants, investigators to participate in the Circle of the Word and the artistic campaign Hear Palestine, as forms of affect on the situation that their people are going through, and a principle of knowledge for political action.

Artistic solidarity campaign Hear Palestine:

We call for an artistic campaign that allows to spread and make visible the solidarity with the Palestinian people, as pieces to be downloaded and activated from different latitudes

Aimed at artists, collectives, activists, militants

Bases:

1 – Each artist or collective can send an unlimited number of works (graphic, audiovisual, performance, literary, musical, etc) 

2 – The works must be sent by e-mail to redcsur@gmail.com. Attaching complete data sheet of the author or collective:

Collective name or author / Country and city / E-mail / Title / Techniques / Format / Year

3- The pieces will be uploaded to the RedCSur page to be downloaded and shared. 

#HearPalestine #SolidarityWithPalestine

_____________________________

Écouter Palestine

Appel à la solidarité internationale

Compte tenu des nouvelles avancées dans l’occupation des territoires palestiniens par Israël, de l’intensification des actions pour l’annexion de la Cisjordanie, coïncidant avec la pandémie de Covid-19 et les négociations entre Israël et les Emirats arabes avec les Etats-Unis comme intermédiaire, sans la présence ou la voix du peuple palestinien, RedCSur vous appelle à écouter la Palestine, et à exprimer notre solidarité et notre complicité avec le peuple palestinien vivant à l’intérieur et à l’extérieur de ce territoire.

Le cri palestinien se fait entendre de loin, dupuis conflit israélo-arabe de 1948, depuis la guerre des six jours en 1967, depuis l’intifada de 1987, depuis les affrontements qui ont pris fin avec l’isolement définitif de la bande de Gaza en 2005, depuis “vendredi de la fureur” avant l’ouverture de l’ambassade américaine à Jérusalem en 2017. Entendre la Palestine implique la volonté de tourner une partie sensible de nous vers ce cri prolongé, de nous affecter avec les intempéries de son présent; un présent dont les détails peuvent parfois être inaudibles ou a été assourdis par des orateurs internationaux. Mais nous voulons savoir.

Nous voulons savoir quels sont les avantages économiques et politiques recherchés par cet accord, quelles autres pressions internationales freinent le droit du peuple palestinien à l’autodétermination et menacent son existence.

Nous voulons apprendre des tactiques pour affronter l’horreur, des formes de résistance qui répondent à la violence militarisée en même temps qu’elles tracent des formes de ré-existence qui luttent pour la continuité et le débordement des murs et des bandes. Nous voulons élargir nos savoirs par en bas pour élargir les formes de boycott transnational.

Nous voulons que l’invasion cesse. L’invasion de la Palestine fait écho aux invasions territoriales et au pillage des terres qui nous rappellent la dépossession fondamentale sur laquelle chaque État-nation est constitué. Lors de l’invasion de la Palestine, des stratégies de répression et des technologies de contrôle sont testées ; elles sont ensuite apprises et reproduites dans différentes parties de la planète. Nous l’avons vu. On le voit au Chili, en Colombie, au Brésil.

Nous voulons la liberté des prisonniers politiques et que les réfugiés puissent retourner sur leurs terres. Que la diaspora palestinienne puisse retourner sur la terre de ses ancêtres sans risquer d’être extradée par les contrôles de l’apartheid. No + ségrégation, murs et points de contrôle coupant les territoires, les histoires et les souvenirs.

Nous voulons porter au présent les réseaux de solidarité entre les Suds qui nous rapprochent dans une volonté de faire cesser le colonialisme et l’apartheid, poussés par la recherche de conditions de vie décentes pour tous. Nous voulons entendre la possibilité d’autres modes de vie. Nous voulons les rendre possibles.

Nous lançons un appel à écouter la Palestine et à articuler nos énergies de soutien face à la menace d’annexion de la Cisjordanie, qui, selon les termes de ses autorités, constitue une «menace existentielle». Nous invitons des militants, des artistes, des militants, des chercheurs à participer au Cercle de la Parole et à la campagne artistique Oír Palestina, comme moyens d’affecter la situation traversée son peuple et comme principe de connaissance pour l’action politique.

Campagne de solidarité artistique Écouter Palestine:

Nous appelons à une campagne artistique qui permette de diffuser et de rendre visible la solidarité avec le peuple palestinien, sous forme de pièces à télécharger et à activer depuis différentes latitudes.

Destinée aux artistes, collectifs, militants et activistes.

Bases :

1 – Chaque artiste ou collectif peut envoyer un nombre illimité d’œuvres (graphiques, audiovisuelles, de performance, littéraires, musicales, etc.) 

2 – Les œuvres doivent être envoyées par courrier électronique à redcsur@gmail.com. Joindre la fiche technique complète de l’auteurx ou du collectif :

Nom collectif ou auteur / Pays et ville / Courriel / Titre / Techniques / Format / Année

3- Les pièces seront téléchargées sur la page RedCSur afin d’être téléchargées et partagées. 

#ÉcouterPalestine #SolidaritéAvecPalestine 

 

Second mailing, Graphic Campaign, Colombia: What are the silences of democracy? SOS Cauca.

This is a special contribution in repudiation of the situation of human rights violations in the municipality of Buenos Aires, Norte del Cauca – Colombia: «Almost every night we go to bed with the terrible news of a new murder of a social leader in the municipality of Buenos Aires, Norte del Cauca. The failure of Duque’s government to implement the Peace Agreement drowns this country in a river of blood. What are we doing as a civil society to stop this?»
http://soscauca.interferencia-co.net/engl.html

See the call for applications at the following link: https://redcsur.net/es/2019/07/30/campana-grafica-redcsur/

#StopGenocideinCauca #SOSCauca #WeareBeingMurdered #Colombia #TheyAreBeingMurdered #HumanRights #SystematicMurders #AguilasNegras #ThatBeingaLeaderDoesn’tCostOurLives #NotOneMoreDead #ParamilitaryBlackHand #MisterSlaughter #Cauca #ColombianParamilitarism #Genocide #APeaceThatDoesn’tCostOurLives #AssassinGovernment #StoptheSilentAccomplice #Extermination #StopDuqueUribeWar #Terrorism

French below

Author: SOS Cauca
http://soscauca.interferencia-co.net/engl.html
Country: Colom bia
Year: August 2020
Author: SOS Cauca
http://soscauca.interferencia-co.net/engl.html
Country: Colom bia
Year: August 2020
Author: SOS Cauca
http://soscauca.interferencia-co.net/engl.html
Country: Colom bia
Year: August 2020
Author: SOS Cauca
http://soscauca.interferencia-co.net/engl.html
Country: Colom bia
Year: August 2020
Author: SOS Cauca
http://soscauca.interferencia-co.net/engl.html
Country: Colom bia
Year: August 2020
Author: SOS Cauca
http://soscauca.interferencia-co.net/engl.html
Country: Colom bia
Year: August 2020
Author: SOS Cauca
http://soscauca.interferencia-co.net/engl.html
Country: Colom bia
Year: August 2020
Author: SOS Cauca
http://soscauca.interferencia-co.net/engl.html
Country: Colom bia
Year: August 2020
Author: SOS Cauca
http://soscauca.interferencia-co.net/engl.html
Country: Colom bia
Year: August 2020
Author: SOS Cauca
http://soscauca.interferencia-co.net/engl.html
Country: Colom bia
Year: August 2020
Author: SOS Cauca
http://soscauca.interferencia-co.net/engl.html
Country: Colom bia
Year: August 2020
Author: SOS Cauca
http://soscauca.interferencia-co.net/engl.html
Country: Colom bia
Year: August 2020
Author: SOS Cauca
http://soscauca.interferencia-co.net/francais.html
Country: Colom bia
Year: August 2020
Author: SOS Cauca
http://soscauca.interferencia-co.net/francais.html
Country: Colom bia
Year: August 2020
Author: SOS Cauca
http://soscauca.interferencia-co.net/francais.html
Country: Colom bia
Year: August 2020
Author: SOS Cauca
http://soscauca.interferencia-co.net/francais.html
Country: Colom bia
Year: August 2020
Author: SOS Cauca
http://soscauca.interferencia-co.net/francais.html
Country: Colom bia
Year: August 2020
Author: SOS Cauca
http://soscauca.interferencia-co.net/francais.html
Country: Colom bia
Year: August 2020
Author: SOS Cauca
http://soscauca.interferencia-co.net/francais.html
Country: Colom bia
Year: August 2020
Author: SOS Cauca
http://soscauca.interferencia-co.net/francais.html
Country: Colom bia
Year: August 2020
Author: SOS Cauca
http://soscauca.interferencia-co.net/francais.html
Country: Colom bia
Year: August 2020
Author: SOS Cauca
http://soscauca.interferencia-co.net/francais.html
Country: Colom bia
Year: August 2020
Author: SOS Cauca
http://soscauca.interferencia-co.net/francais.html
Country: Colom bia
Year: August 2020

Campaign: Normality Was The Problem

Campaign Presentation

The context of the global pandemic has amplified all the inequalities that feed the capital accumulation system: gender inequalities (more violence in closed-door households, more care workload for women without schools or senior centers, more harassment on online channels…); the inequalities of border regimes; inequalities in the international division of labor, among many others. At the same time, all public goods have been eroded, as shown by the state of health systems around the world. That was and it is our normality.

Faced with this situation, governments in different parts of the world promote in a variety of ways a kind of return to normality based on the coercion of bodies, on restrictions, on the continuity of impoverishment processes and on necropolitical logics.

That is why we make an internationalist call to give body, words, breath to #NormalityWastheProblem proposing, from the specific perspectives we inhabit, reflections, questions and answers, in the form of words, audiovisual clips, photos, collages,sounds …

The campaign begins on June 3 on social networks and runs throughout the month of June. Until June 30, contributions can be sent to:     normalitywastheproblem@gmail.com

Or upload them directly here:https://drive.google.com/drive/folders/1C8HyScMdxBkIByu-5hkQmA4ZUgiOhsYl?usp=sharing

And they will be published here https://www.instagram.com/normalitywastheproblem/

NORMALITY WAS THE PROBLEM

Virologists have spent these last few months bent over their microscopes as they labour to identify the origin, vectors of contagion and ways to combat Covid-19. They are not there yet. But they can at least claim to have resolved many of the urgent questions and most pressing needs.

Meanwhile, activists and militants, the impoverished working classes and other unquiet critics of the status quo have been scrutinising the implacable effects of a better known but equally vaccine-less virus: capitalism.

As the pandemic has tightened its grip, it has thrown into stark relief the simmering inequalities that feed the accumulation of capital. Indeed, it has intensified them to an intolerable degree: inequalities of gender (a surge in violence behind closed doors, a ramped-up burden of care for women as schools and old people’s centres shut down, more online harassment, etc.); inequalities of frontier regimes (illegal migrants are shut out from emergency support measures); inequalities in the international division of labour (countries confront the same virus with vastly differing resources in terms of healthcare systems, material conditions of their population, etc.). And many more.

This situation, which we used to call normality, has revealed itself in its dystopian reality.

So, while governments talk about a return to normality or a new normality, we – those of us who seek an emancipatory change to this monstrous normalised reality – are throwing our thoughts, bodies and energy into forging new paradigms, alliances and practices that map the way to new horizons.

But how to translate this urgent desire into specific, down-to-earth, locally relevant measures? How can we vaccinate ourselves against capitalism on the eve of an economic crisis deeper than 2008? At a time when the forces of the far right are eager to seize on the discontent stoked by the pandemic’s material cost?

How can we avoid a return to the dangerous promises that the nation state will save us and instead forge new alliances and new forms of international cooperation?

How can we short-circuit the spaces where capital accumulation squeezes out the resources we have to live on? How can we rescue from rampant marketisationour homes, neighbourhoods, cities, towns, water, air, public spaces and natural and urban environments?

How can we protect social assets (educational systems, cultural institutions, social security systems, healthcare) and create other new goods, under common management, which can overcome the dangers afflicting “public” sectors that are increasingly falling into the claws of financial elites.

How can we break away from a financialised economy centred on accumulation and instead develop a social organisation based on the needs and desires of a decent, independent and free life?

This campaign invites everyone to put forward (in words, video, photographs, collage, sound, etc.), each from our own corners of the world and from the reality we live and see, more questions and more answers to meet the colossal challenge of our collective global demand:

#NormalityWasTheProblem
#LaNormalidadEraElProblema
#ANormalidadeEraOProblema

campaña abierta: La normalidad era el problema

El contexto de pandemia que se está viviendo globalmente ha amplificado todas las desigualdades de las que se alimenta el sistema de acumulación de capital: las desigualdades de género (más violencia en los hogares a puerta cerrada, más carga de trabajo de cuidados para las mujeres sin escuelas ni centros de mayores, más acoso en los canales on line); las desigualdades de los regímenes de frontera; las desigualdades de la división internacional del trabajo, entre muchas otras. Al mismo tiempo se han erosionado todos los bienes públicos, como lo muestra el estado de los sistemas de salud en todo el mundo. Esa era y es nuestra normalidad.

Frente a esta situación, los gobiernos de diferentes lugares del mundo promueven de distintas maneras una suerte de vuelta a la normalidad basada en la coerción de los cuerpos, las restricciones, la continuidad de procesos de empobrecimiento y las lógicas necropolíticas.

Es por ello que hacemos una llamada internacionalista a dar cuerpo, palabras, respiración a #NormalityWastheProblem proponiendo, desde las perspectivas concretas que habitamos, reflexiones, preguntas y respuestas, en forma de palabras, de clips audiovisuales, de fotos, de collages, de sonidos… sobre la vida que queremos.

La campaña comienza el 3 de junio en redes sociales y se extiende durante todo el mes de junio.

Hasta el 30 de junio se pueden enviar aportaciones a: normalitywastheproblem@gmail.com

O bien subirlas directamente aquí: 
https://drive.google.com/drive/folders/1C8HyScMdxBkIByu-5hkQmA4ZUgiOhsYl?usp=sharing

Serán compartidas en esta cuenta https://www.instagram.com/normalitywastheproblem/



LA NORMALIDAD ERA EL PROBLEMA

Los microscopios de los estudios de virología han trabajado duro estos últimos meses para hallar el origen, las formas de contagio y las maneras de enfrentarnos al Covid19. Aún queda camino por recorrer, pero no cabe duda de que encontrarán respuestas a buena parte de las preguntas y necesidades.

Mientras tanto, las lupas de los espacios activistas y militantes, de las clases populares empobrecidas y de los espíritus inquietos, incómodos y críticos con el status quo han observado el aumento dramático del efecto implacable de un virus previamente conocido del que aún no hemos sabido vacunarnos: el virus de un sistema económico y social incluso más letal al que identificábamos con la normalidad.

En efecto, en estos tiempos de pandemia se han visibilizado y ampliado hasta dimensiones insostenibles todas las desigualdades de las que se alimenta el sistema de acumulación de capital: las desigualdades de género (más violencia en los hogares a puerta cerrada, más carga de trabajo de cuidados para las mujeres sin escuelas ni centros de mayores, más acoso en los canales on line…); las desigualdades de los regímenes de frontera (las personas sin papeles no pueden acceder a las medidas de urgencia desplegadas por las instituciones); las desigualdes de la división internacional del trabajo (los diferentes países se enfrentan al mismo virus con muy diferentes recursos, sistemas de salud, condiciones materiales de la población…). Y muchas otras.

Eso que llamábamos normalidad se ha revelado como una auténtica distopía.

Por eso, mientras los gobiernos hablan de volver a la normalidad, o de alcanzar una nueva normalidad,las miradas, cuerpos y empeños de quienes buscamos una transformación emancipadora de esa monstruosa realidad normalizada, construimos paradigmas, alianzas y prácticas que nos orienten hacia otros horizontes.

¿Pero cómo traducir ese deseo potente en pasos concretos, aterrizados, situados? ¿Cómo vacunarnos contra los efectos de una crisis económica mayor que la del 2008 y con unas fuerzas políticas de ultraderecha que pugnan por capitalizar el malestar generado por los estragos materiales causados por la pandemia?

¿Cómo desviarnos de un regreso a las peligrosas promesas de salvación de los Estados nación para buscar nuevas alianzas y formas de cooperación de escala internacional?

¿Cómo seguir cortocircuitando los espacios de acumulación de capital a costa de nuestros recursos de vida? ¿Cómo sustraer de la mercantilización nuestras casas, barrios, ciudades, pueblos; el agua, el aire, el espacio púbblico, el medioambiente natural y urbano? ¿Cómo hacemos del cuidado una política colectiva y tranformadora que interviene en los horizontes transfronterizos?

¿Cómo sostener la posibilidad abierta de estallidos y revueltas que se han levantado en distintas latitudes contra la normalidad precaria? ¿Qué hacemos para que la distancia física no devenga aislamiento social? ¿Cómo se transforman los repertorios de acción de protesta y articulación en el confinamiento y posterior a este?

¿Cómo defender y proteger bienes públicos (sistemas educativos, instituciones culturales, sistemas de seguridad social, sistemas de salud) y crear otros nuevos, bajo regímenes de administración del común capaces de superar los peligros de sectores “públicos” cada vez más amenazados por las garras de las élites financieras?

¿Cómo salir de una economía financiarizada que pone en el centro la acumulación para articular la organización social en torno a las necesidades y deseos de unas vidas dignas, autónomas, emancipadas?

Esta campaña invita a proponer (en forma de palabras, de clips audiovisuales, de fotos, de collages, de sonidos…) desde nuestro específico rincón del mundo, desde la perspectiva concreta que habitamos, más preguntas y más respuestas para abonar el reto colosal de un deseo globalmente compartido:

#LaNormalidadEraElProblema
#ANormalidadeEraOProblema
#NormalityWasTheProblem

NO al Golpe racista y fascista en Bolivia Campaña gráfica en apoyo a los pueblos que habitan el territorio boliviano

Imagen: Oscura Díaz

En las últimas semanas desde América hemos sido testigos de levantamientos populares e indígenas en distintos puntos de la región como Haití, Ecuador, Colombia o Chile, que han introducido un quiebre a la normalidad democrática y neoliberal, y se han alzado como un gran NO a distintas formas de violencia económica, contra la precarización de la vida y pactos transnacionales. La respuesta de los gobiernos ha sido la represión, un llamado al orden que vuelve a poner a las fuerzas de seguridad y los militares en el centro de la escena, por vías supuestamente democráticas. 

Esto ocurre en un momento de declive de Estados Unidos y emergencia de China como nuevo centro del capitalismo global. Un desplazamiento de los actores geopolíticos que tienen a América latina como uno de sus escenarios de disputa (como hemos visto a través de proyectos como IIRSA) y que nos entrega claves para comprender los conflictos que se desatan hoy en la región. 

El golpe de Estado en Bolivia se consolida en este contexto, volviendo a recurrir a  la violencia de las fuerzas represivas y de seguridad dirigida brutalmente hacia el pueblo racializado, indígena, cobrando ya decenas de muertos en las calles.

Luego de las últimas elecciones presidenciales en Bolivia que tuvieron lugar el 20 de octubre, lo que comenzó como un conjunto de movilizaciones de distintos sectores sociales y políticos por un conteo transparente de votos, concluyó en la renuncia de Evo Morales “sugerida” por los militares y con la instalación del gobierno de facto de la senadora opositora Jeanine Añez, con los militares invistiéndola con la banda presidencial. La señal autoritaria que abre la investidura de este gobierno de facto es ineludible.

Como hemos visto otras veces en la región, este ejecutivo de facto se ampara en formas jurídicas -al haber sido reconocido por el Tribunal Constitucional en contra de la Constitución de 2009- y en signos religiosos para legitimar y hacer aparecer una dictadura como democrática. Vemos así, una vez más, como se diversifican las tecnologías golpistas a lo largo del continente.

Desde los territorios vecinos, nos solidarizamos con los pueblos que habitan el territorio boliviano. Sabemos que nuestras palabras se pronuncian desde la exterioridad de quienes vemos lo que acontece en Bolivia a través de las pantallas, desde los relatos que escuchamos o leemos. Palabras que pronunciamos también en cercanía y solidaridad profunda y sin fronteras con los pueblos y comunidades que hoy son atacadas, criminalizadas y perseguidas por un gobierno ilegítimo. 

Sabemos que el MAS se ha erosionado y debe reconstruir su legitimidad como fuerza política frente a los distintos pueblos que habitan Bolivia. También, sabemos que los sectores que desde las comunidades organizadas y organizaciones sociales criticaron el gobierno de Evo Morales no desconocen los avances económicos, sociales y en especial, lo que significa la consolidación de la plurinacionalidad durante su mandato. Sin embargo, los pueblos indígenas, sus demandas, luchas y contradicciones, no pueden ser totalizadas por el liderazgo de Evo Morales y del MAS. Sabemos del descontento que generó la concentración de poder, la salud como asignatura pendiente, el modelo nacional-extractivista que continuó produciendo conflictos con comunidades indígenas, procesos de contaminación y despojo territorial. 

Desde distintos territorios decimos NO al golpe de Estado en Bolivia y declaramos firmemente que apoyamos el rol que está cumpliendo hoy todxs aquellos actores que defienden una plurinacionaldiad desde abajo. Repudiamos enérgicamente al gobierno ilegítimo, de rasgos racistas, fascistas y colonialistas que se ha instalado en Bolivia. 

Frente a la quema de la wiphala, al levantamiento los crucifijos y biblias con que la derecha fascista busca legitimarse en el poder y mostrar su odio al mundo indígena reforzando el colonialismo interno y externo, llamamos a una campaña gráfica que permita disputar el campo de las imágenes para apoyar al pueblo boliviano.  

Repudiamos el golpe de Estado en Bolivia

Repudiamos la masacre del pueblo boliviano y exigimos que la policía y los militares se retiren de las calles.

CAMPAÑA GRÁFICA 

Convocamos a una campaña gráfica que permita difundir y visibilizar información, a modo de piezas para ser descargadas y activadas en cada contexto ante la vertiginosidad de los hechos

Dirigida a artistas, colectivos, aficionados, interesados

Bases:

1 – Cada artista o colectivo puede enviar la cantidad de un número ilimitado de imágenes.

2 – La realización alcanza todas las técnicas de la gráfica contemporánea, incluyendo impresión digital, técnicas combinadas, etc.

3 – Formato de la obra: Se recomienda que sean imágenes de formatos de fácil impresión, resolución 300 dpi. Color y/o Blanco y negro.

4 – Las imágenes deben enviarse mediante correo electrónico a redcsur@gmail.com Adjuntando ficha completa de datos del autor o colectivo:

Nombre colectivo u autor/a / País y ciudad / Correo electrónico / Título / Técnicas / Formato de impresión / Año

5- Las piezas gráficas serán subidas a la página de la RedCSur para ser descargadas. 

Fanzine 8M-Voces Simultáneas de un Estallido

Hoy, 25 de noviembre de 2019, en el día internacional contra la violencia hacia las mujeres y cuerpos feminizados, decimos NO+ violencia machista-cisheterosexual y apoyamos las movilizaciones que hoy se toman las calles en diferentes ciudades del continente y del planeta, con la publicación del primer fanzine de la editorial pasafronteras de la RedCSur, 8M. Voces simultáneas de un estallido, que compila varios relatos sobre las manifestaciones del pasado 8M, escritos desde diferentes ciudades de Latinoamérica y Europa. Es una publicación polifónica de voces que se alzaron simultáneamente ese dia y hoy vuelven a vociferar en las calles por el cese de la violencia.

Para descargar, imprimir, circular y difundir.

OUTBREAK

Photo Javiera Manzi – Design Lucía Bianchi

Mass evasion. The high school students shout of “mass evasion, not paying is another way of fighting” that started out the social unrest in Chile was not only a rejection of the precarisation of life in the Latin American country where neoliberalism has established its deepest roots. It also enhances, transforms and returns like from below the evasion that those above them already had license to benefit from. This is a revolt of those who remain tied to dispossession, tied to an unpayable debt, against those who enjoy unimaginable riches. This fugitive, lawless spark, this untrammelled rage that multiplied itself through the underground tunnels and through the urban spaces of Santiago, from which it moved to one city after another throughout the country provided an escape route for disobedience, one that has provoked a profound and irreversible schism.

We energetically denounce and repudiate the decision of the Chilean government of allowing the military on the streets. The behaviour of the right in government is not the product of any “clumsiness”. It is clear that the words by the president describing what is going on in Chile as a “war” was aimed at mobilising a politics of shock that is well-known to us, producing an internal enemy that allows them to split the good citizens from the bad in order to justify the terror, to justify death. This is the response of a government that defends the interests of economic elites through extractivist policies and the privatization of common goods and services. A government that exercises daily violence by reproducing a structural inequality that has become unbearable to most Chileans.

Something has cracked. Something has broken off from the call to order, making us inhabit a state of disorientation that forces us to move, something that also manifests itself as solidarity and joy. We hear a deafening murmour that is impossible to ignore.

Inequality and structural violence are replicated and resonate in the explosions of resistance in Ecuador and Perú, in Catalonia, Francia, Hong Kong and Libano, in Puerto Rico, Argelia, Indonesia, Sudan, Colombia, Haiti, Honduras in a way that allows us to touch for a moment the indomitable outside of the structures we live in, and live within us.

We call for international solidarity and for demonstrations in all Chilean embassies and consulates

We call for the repudiation of all forms of militarization and repression.

We call for the end of the media blackout.

Our murmour will be deafeaning: NO+ BECAUSE WE ARE +

AWAY WITH FEAR

GRAPHIC CAMPAIGN:

We call for a graphic campaign that will allow us to disseminate and visibilise information. Works to be downloaded and activated in every context given the vertiginous turn of events.

Aimed at artists, collectives, amateurs and anyone interested

1 – Each artist or collective can send an unlimited number of images.

2 – Work could be in any medium

3 – We recommend that images are easy to print and in a resolution of 300 dpi, either in colour or black and white.

4 – Images should be sent as attachments to redcsur@gmail.com enclosing the following details:

Name of the author or collective / Town and country / E-mail / Title / Technique / Format / Year

5- The images will be uploaded to the RedCSur where they might be downloaded

ESTALLAMOS

Fotografía Javiera Manzi – Diseño Lucía Bianchi

Evasión masiva. El grito de los estudiantes secundarios “evadir, no pagar otra forma de luchar” que desató el estallido social en Chile no sólo ha sido un rechazo a la precarización de la vida en el país latinoamericano donde el neoliberalismo ha calado más hondo. No sólo masifica, trastoca y devuelve como un boomerang, desde abajo, la evasión impositiva impune de los que están arriba. Es el hastío de lxs que permanecemos atados a la desposesión, anudados a una deuda impagable frente aquellos que detentan una riqueza inimaginable. El estallido fugitivo, fuera de la ley, el enojo desatado que se multiplicó por los túneles subterráneos y por la superficie de la ciudad de Santiago, y luego en otra y otra ciudad a lo largo del país, hizo explotar una vía de escape, un portal de salida para el desacato que ha producido un quiebre profundo e irreversible.  

Denunciamos y repudiamos enérgicamente la decisión del gobierno chileno de sacar los militares a las calles. No hay “torpeza” en el accionar de la derecha en el gobierno. Es claro que la declaración del presidente decretando que lo que ocurre en Chile es una guerra, es recurrir a una política de shock que ya conocemos, producir un enemigo interno que permita dividir entre buenos y malos ciudadanos para justificar el terror, imponer el miedo, producir muerte. Es la respuesta de un gobierno que defiende los intereses de los grupos económicos a través de políticas extractivistas, de la de la privatización de los bienes y servicios comunes, un gobierno que ejerce cotidianamente violencia al reproducir una desigualdad estructural que se ha vuelto insoportable. 

Algo se ha horadado. Algo se ha desatado del llamado al orden, haciéndonos habitar un estado desorientación que nos obliga a movernos, que también se manifiesta como solidaridad y alegría. Se escucha como un murmullo ensordecedor que es imposible ya desoír. 

La desigualdad y violencia estructural se replican y retumban en la rebelión del pueblo kurdo, en los estallidos de resistencia en Ecuador y Perú, en Barcelona, Francia, Hong Kong, el Líbano, Puerto Rico, Argelia, Indonesia, Sudán, Colombia, Haití, Honduras, de un modo que trastorna y nos permite tocar por un momento el afuera indomable de las estructuras que habitamos y que nos habitan. 

Llamamos a la solidaridad internacional y manifestarnos frente a todas las embajadas y consulados 

A repudiar toda forma de militarización y represión

A romper el cerco mediático 

Nuestro murmullo será ensordecedor: NO+ PORQUE SOMOS+

FUERA EL TEMOR 

CAMPAÑA GRÁFICA 

Convocamos a una campaña gráfica que permita difundir y visibilizar información, a modo de piezas para ser descargadas y activadas en cada contexto ante la vertiginosidad de los hechos

Dirigida a artistas, colectivos, aficionados, interesados

Bases:

1 – Cada artista o colectivo puede enviar la cantidad de un número ilimitado de imágenes.

2 – La realización alcanza todas las técnicas de la gráfica contemporánea, incluyendo impresión digital, técnicas combinadas, etc.

3 – Formato de la obra: Se recomienda que sean imágenes de formatos de fácil impresión, resolución 300 dpi. Color y/o Blanco y negro.

4 – Las imágenes deben enviarse mediante correo electrónico a redcsur@gmail.com Adjuntando ficha completa de datos del autor o colectivo:

Nombre colectivo u autor/a / País y ciudad / Correo electrónico / Título / Técnicas / Formato de impresión / Año

5- Las piezas gráficas serán subidas a la página de la RedCSur para ser descargadas. 

Campaña gráfica RedCSur ante asesinatos y desapariciones forzadas de líderes y lideresas sociales en Colombia

Desde distintos puntos del continente, nos llega de manera intermitente y fragmentada, nunca suficientemente audible, la noticia de asesinatos y desapariciones forzadas de líderes y lideresas sociales, luchadorxs por los derechos humanos, ex combatientes, personas anónimas en Colombia.
El gobierno colombiano encabeza la avanzada de la derecha en la región y ha impulsado la implementación del PROSUR como espacio de articulación de las derechas de la región que impulsan su agenda teniendo como bandera la defensa de la democracia y las políticas neoliberales. Estos dos procesos que tienen lugar en la territorio colombiano, nos enfrentan con la interrogante sobre qué significa hoy la democracia.
La visibilidad de los conflictos políticos en la región se distribuye diferencialmente de un modo brutal ¿Qué vemos y qué no vemos? Desde afuera, parece que no se ve, parece que no se escucha, pero Colombia vive una democracia que día a día devalúa la vida. En Colombia se reitera un crimen desmesurado, permanente. Sabemos que ese crimen no comenzó hoy. No comenzó en 2016, tras la firma del Acuerdo de Paz entre el Estado colombiano y las FARC-EP. Tampoco lo origina la irrupción de las insurgencias armadas en la década de los años sesenta. Podría llevarse todavía más atrás, una masacre prolongada por décadas. Para algunxs de nosotrxs, que vivimos en el cono sur, las diferentes capas de violencia que atraviesan la guerra irregular en Colombia nos enrostran formas del terror contemporáneo que por momentos tocan lo incomprensible. ¿Cómo acercar esa experiencia para que nos afecte y a la vez no quede mistificada en el horror, aislada de otras relaciones de poder? Necesitamos comprender cómo se expanden y toman forma específica las tecnologías del poder que se ponen en juego en el terror contemporáneo. Sabemos de la responsabilidad del Estado colombiano, que como dice un periodista, es uno de los últimos Estados oligárquicos, con la clase dominante más sangrienta del hemisferio dispuesta a pagar cualquier costo, por mantener y profundizar el modelo neoliberal-rentista-extractivista que la sustenta.
¿Cómo afrontar tanta violencia [estatal, paramilitar, extractivista] sin inmovilizarnos? La interrogante por los asesinatos, desapariciones y desplazamientos forzados es hoy una pregunta forzada. Nos obliga a interrogarnos por algo que deberíamos saber, pero que sin embargo, se diluye en una amnesia colectiva impuesta. Una interrogante permanente frente a un crimen masivo permanente, puede ser tal vez uno de los modos de sincronizar con el pulso de la urgencia.
El horror silenciado de Colombia comienza a hacerse escuchar. Nos obliga a recalibrar y a preguntar si es posible pensar en Latinoamérica como un continente en paz. Y a la vez cuáles son los umbrales de violencia que toleran nuestras democracias representativas como régimen formal. Pensamos la necesidad de una solidaridad internacional que no tiene una forma prediseñada, la solidaridad no como algo dado o que se da, sino como una incógnita a resolver en la acción conjunta. Como un modo de resaltar la fuerza de una suma que dice No+, de sumarnos para actuar juntxs. Convocamos a una acción gráfica desde una pregunta que combata la inmovilidad, que nos lleve a multiplicar los motivos de la lucha desde distintas latitudes:

Colombia, ¿Cuales son los silencios de la de la democracia?

CONVOCATORIA INTERNACIONAL DE ARTE POR CORREO

Dirigida a artistas, colectivos, aficionados, interesados, sin límite de edad.
Agradecemos apoyo en la difusión y esperamos nuevamente el apoyo y participación de todxs

Bases:

1 – Cada artista o colectivo puede enviar la cantidad de un número ilimitado de imágenes

2 – La realización alcanza todas las técnicas de la gráfica contemporánea, incluyendo impresión digital, técnicas combinadas, etc.

3 – Formato de la obra: Tamaño A4, resolución 300 dpi . Blanco y negro. Las obras que no cumplan estas medidas no serán admitidas.

4 – Las obras deben enviarse mediante correo electrónico a redcsur@gmail.com Adjuntando ficha completa de datos del autor o colectivo:

Nombre colectivo u autor/a
País y ciudad
Correo electrónico
Título
Técnicas empleadas
Año

5 – Las obras formarán parte de acciones y muestras itinerantes diversas y serán difundidas en medios sociales, impresas, fotocopiadas, etc.

6 – Envío de obra: Permanentemente, hasta que haya verdad, justicia, reparación y no repetición.

7- La presentación de las obras a ésta convocatoria implica la aceptación de las presentes bases.

8- Cada artista recibirá un catálogo digital a fin de promover la difusión y muestras itinerantes diversas.

Hacia una convocatoria situada. Apuntes para pensar el contexto colombiano actual y la necesidad de la acción colectiva

Comunicar el conflicto armado colombiano a nivel nacional e internacional

Las eficaces estrategias de corrupción, tanto jurídicas, como diplomáticas, políticas y mediáticas de los sectores más recalcitrantemente autoritarios de la oligarquía dominante en Colombia, para dominar, exterminar, e, incluso, negar, la existencia del conflicto armado interno, han sido uno de los factores que ha padecido la gente que ha luchado desde siempre por la justicia y ha reivindicado directamente los derechos humanos, para dar a conocer tanto dentro del país como fuera de éste la complejidad, magnitud y degradación de la guerra de baja intensidad que ha vivido Colombia en las últimas seis décadas. A esto se suma la pugnas fragmentación de algunos movimientos y organizaciones comprometidas con la defensa del derecho a la vida y a la oposición política.

En este contexto, la campaña gráfica debería apuntar a divulgar no sólo las estadísticas de los atroces impactos directos de la guerra (masacres, asesinatos selectivos y sistemáticos, desapariciones forzadas, tortura, secuestro, violaciones, desplazamiento forzado, despojo de tierras, etc), sino a humanizar, dar rostro concreto, a todas estas formas de violación a los Derechos Humanos, dando contexto histórico a las causas y orígenes de la guerra.

Algunos enlaces que se pueden consultar:

Estadísticas del conflicto armado en Colombia. Centro de Memoria Histórica

CIFRAS. Los registros estadísticos del conflicto armado colombiano. Centro de Memoria Histórica

Cifras unidad de víctimas. Red Nacional de Información

Aportes para comprender el conflicto armado en Colombia. Puesta pedagógica basada en el ensayo de Javier Giraldo S.J. Para la Comisión Histórica sobre el origen del Conflicto y sus Víctimas. Colectivo de Abogados.

De la rebelión a la paz. Conferencia de Javier Giraldo S.J.

«Impunity» de Juan José Lozano y Hollman Morris (2010) documental sobre el conflicto colombiano

10 documentales entender el conflicto colombiano. Pacifista!

Conceptos sobre la desaparición forzada de personas: Colectivo Sociojurídico Orlando Fals Borda

Dar legitimidad/dignidad/empatía/ con los proyectos de vida de líderxs, defensorxs de DDHH y excombatientes, todxs en condición de amenaza.

El derecho a la ciudadanía política plena, en Colombia, está articulado a un sistema de exclusiones sociales propio del orden político oligárquico que impera en el país. En este contexto, el ejercicio de la política es un privilegio de clase. Tanto el Estado como los problemas públicos y, principalmente, el derecho a la propiedad, son objeto de un estrecho círculo social que, en el nivel regional y nacional, monopoliza el bien común, convirtiéndolo en una trama de intereses privados y de asuntos corporativos. A esta estructura histórica de larga duración, desde los años cincuenta, se suma la doctrina de seguridad nacional y la ideología de la contrainsurgencia, a partir de la cual sistemáticamente se criminalizan y deshumanizan las iniciativas políticas populares, subalternas o disidentes. Los liderazgos políticos surgidos en lugares sociales diferentes al del reducido circuito de las fracciones dominantes, fácilmente se deslegitiman socialmente y se encubren con el manto de narrativas policiales que estigmatizan la rebeldía dentro de los medios de comunicación masiva, y en absolutamente todas las instancias políticas, culturales y sociales. En este contexto general, la campaña gráfica debería apuntar a dar legitimidad, dignidad, y a construir relatos empáticos con los líderes populares, los defensores y defensoras de los Derechos Humanos y excombatientes, que desde julio de 2017, en el marco del proceso de paz, cumplen su palabra dejando las armas, para iniciar proyectos productivos, pedagógicos y políticos, apostándole a la paz.

Algunos enlaces que se pueden consultar:

El mapa de la vergüenza, en tres meses, 120  líderes sociales han sido asesinados en Colombia. El Tiempo

Colombia: en dos años 282 líderes sociales y defensores de derechos humanos fueron asesinados. Defensoría del Pueblo Colombia

Movimiento Nacional de Víctimas de Crímenes de Estado

Informe Conjunto Especial de Derechos Humanos “Todos los
nombres, todos los rostros, sobre las situación de lideresas y líderes sociales, de defensoras y defensores de derechos humanos y de excombatientes de las FARC-EP y sus familiares en los territorios”

Crónicas del despojo – Comunidad El Porvenir (video)

«Larga vida a los hombres y mujeres líderes sociales y defensores de derechos humanos» Comisión de la Verdad, Primer Diálogo por la No Repetición

Informe: ¿Cuáles son los patrones? Asesinato de líderes sociales en el Post acuerdo

Diálogos CINEP 2019 ¿Cuáles son los patrones? asesinato a líderes sociales

Banco de datos de DDHH y violencia política CINEP:

Proyecto Colombia Nunca Más

Casa de acogida, de la CCNPB, a Líderes, lideresas y defensorxs de DDHH en condición de amenaza

Confrontar el negacionismo histórico de la sociedad colombiana

Uno de los aspectos más complejos del conflicto armado colombiano es la amnesia colectiva producida por la conjunción de una intrincada trama de variables políticas y sociales, vinculadas directamente con la guerra. Así, en realidad, las discusiones sobre la memoria histórica del conflicto armado interno son, en el fondo, debates sobre la continuidad de las políticas del olvido que han imperado de forma continua y regular desde al menos el Frente Nacional (etapa de 16 años, que inicia en 1958 y termina en 1974, en el que los dos partidos políticos tradicionales -el Liberal y el Conservador- monopolizaron el ejercicio de la política, excluyendo a cualquier otra organización política). A las poderosas organizaciones policivas y militares que controlan el orden social, se suma el débil impacto de las raquíticas instituciones de la memoria de origen público, privado o popular (universidades, centro de investigación, museos, archivos, etc). El ejercicio de la ciudadanía política se realiza a partir de un presente pulsional y mediático, y de unas narrativas colectivas administradas desde imaginarios machistas, racistas y clasistas. En este contexto, el negacionismo histórico no sólo es una arma política de la ultraderecha, sino una atmósfera que continuamente disuelve los datos empíricos que demuestran la guerra en su conjunto así como los inhumanos impactos particulares que ésta tiene en los contextos regionales. Los sectores más conservadores niegan desde la Masacre de las Bananeras (acaso la única masacre conocida internacionalmente a partir de la obra de Gabriel García Márquez), hasta el estatus político de los ejércitos insurgentes o guerrillas, pasando por cada uno de los innumerables crímenes cometidos contra la sociedad por la fuerza pública y los paramilitares.

Red Colombiana Lugares de Memoria

Negar lo evidente. Columna de Joaquin Robles

Entre el negacionismo y el revisionismo del pasado violento. Columna de Alejandro Castillejo

Colombia y el negacionismo histórico y coyuntural. Columna de Maureén Maya S

Derechización y negacionismo histórico. Editorial Revista CEPA

Hay una evidente intención de reconstruir la memoria por la vía del negacionismo. UN Periódico Universidad Nacional de Colombia

Maria Tila Uribe Reflexiones sobre la masacre de las bananeras

Open Letter to President Iván Duque Márquez from colombians Academics and around the world

The Southern Conceptualisms Network (RedCSur) exposes the open letter to the President of Colombia Iván Duque Marquéz, with the purpose of making visible the situation of persecution, threat and assassination of social leaders. Academics from Colombia and the rest of the world are demanding from the Colombian government the lack of recognition and action.

May 21, 2019

Sir

Iván Duque Márquez

President of the Republic of Colombia,

Bogotá, Colombia

Open Letter

We are academics from Colombia and from all over the world and we wish to voice our concern over recent events in Colombia that include death threats, legal persecution and the assassination of social leaders, former guerrilla combatants and human and environmental rights defenders. According to the Centro de Investigación y Educación Popular, CINEP/Programa por la paz (Centre of Research and Popular Education, CINEP/Peace Program), of the cases categorized as political violence in 2018, there were 648 assassinations, 1,151 death threats, 304 people were injured, 48 people were victims of attacks, 22 forced disappearances, 3 sexual attacks and 243 arbitrary detentions. In 2019, at least 62 social leaders have been killed so far. 

Given these facts, we are outraged at the Colombian government’s failure to acknowledge the situation and we ask the government to take steps to avoid this continuous and systematic bloodshed and to prevent a repetition of deplorable events, such as the attempt on the life of Francia Márquez and other leaders from the North of Cauca that occurred on the 4th May this year.

We have observed that hate and violence are encouraged from within places of power and the media and that this disrupts not only the little peace that has been achieved, but as noted by Daniel Pécaut (2001), is a declaration of war against society.

As academics that conduct research on local, regional and international dynamics, we have seen how territories of geopolitical interest have been put in the spotlight and as a result have seen an escalation of conflicts linked to the expansion of the extractive industry. At the same time, we have noted that nefarious links have developed between legal and illegal forces in order to expel the local population from their territories. These types of relations have also been evidenced by Sassen (2015), Harvey (2004), Escobar (2014), and the analyst of defense, Herold (2007), among others, who have written on expulsion and dispossession as a means to make way for the large-scale accumulation of extractive projects.

In Colombia, a similar situation has been noted in relation to the country’s economic policy, a policy that promotes extractivism as a core strategy for development. This favorable policy climate is used by different sectors holding power, and which represent diverse interests, to take control of territories. As a result, there has been an escalation of assassinations against leaders who are defending the rights of local communities and peoples. Although this has been a reality for a long time, there has been an increase in cases since the signing of the agreements with the FARC – EP in 2016, in clear opposition to the hoped for ‘territorial peace’. 

We can conclude that these threats and assassinations are linked to various sectors who have a specific interest in regions in the country where there is a proposal to develop large-scale extractive projects. This also coincides with accounts given in ‘free version hearings’ at transitional justice processes and in decisions made by the Colombian Constitutional Court.

Recurring phrases in death threats like ‘finish off anyone who interferes with the development of the country’ identifies the local population as a military target, as this population, as voiced by their leaders, opposes extractive projects and wishes to avoid the negative impacts they have on ecosystems and populations.

We have also noted that State bodies and the press have failed to take measures to prevent the threats, legal persecution and assassinations taking place and yet at the same time do not hesitate to signal and stigmatize social protest, the activities of social leaders and opposition to government policies.

It is also worrying that it was only when an attempt was made on the life of Francia Márquez, a leader known internationally as winner of the Goldman Environmental prize, who was with other well known leaders at the time, that you chose to make a public pronouncement. Your government has failed to communicate what efforts are being taken to respond to this crisis. We are concerned that the measures taken to date have been insufficient and appear to be limited to weak security plans for social leaders at risk and a hunt for the material authors of these crimes. However, in order to identify the intellectual authors and the sectors behind this strategy of dispossession and extermination, it is imperative to understand the wider context.

As academics we ask that as head of state you order an investigation in order to uncover what is really behind the despicable acts of violence taking place on a daily basis.

At the same time, given the lack of action by your government and the size of the problem, we feel it is urgent and necessary to invite international organizations like Human Rights Watch and Amnesty International to establish a Commission of Verification to investigate the causes of these violent acts so that we can have reliable information, prevent new cases occurring and ensure justice for the victims of the previous cases.

We hope that you recognize that this is an historic moment for Colombia and that it is possible to change the course of the national economy and of social policy to ensure that life and the environment are protected, resulting in a better life, a ‘buen vivir’, for future generations

We invite you to share with us the measures taken and decisions made to date, to avoid more blood shed in Colombia and ask what new actions will be taken to resolve this painful and intolerable humanitarian situation.

We the undersigned continue to work towards world peace, towards territorial peace, towards a peace that is longed for in every corner of the earth and here, in Colombia, that has suffered so much.

cc: Most Holy Father Papa Francisco, Human Rights Watch and Amnesty International

Regarding the alarming news about the sale abroad of the archive of the Artists’ Archive Juan Carlos Romero


Gráfica de Lucía Bianchi y Silvana Castro enero 2018.

At the beginning of January 2019, we became aware of the alarming news that the Archive of the artist Juan Carlos Romero (1931-2017) has been sold to a private collection of Latin American Art located in New York, by decision of his heirs (the widow and the descendents of Romero) and through arrangements made by the gallery owner Ricardo Ocampo.

This means that the archive will be privatized, closed down, deprived from public access and delocalised from the place where it was established, by the stubborn, lucid, persistent passion of Juan Carlos Romero, who throughout his life defended the public and open condition of his archive.

In a context in which the policies of preservation, care and appreciation of artistic and political documentation are in conditions of precariousness, abandonment and disinvestment, this huge and invaluable collection is much more than the personal archive of an artist and his work, is a generous and unparalleled registryfile of the artistic and political practices and the material culture of an important moment of the twentieth century in Argentina and Latin America.

The archive of Juan Carlos Romero is tremendously relevant not only for the history of Argentinian art, but also for the country’s political, labor union and cultural history. It includes documentary collections such as: the collection of Argentine and Latin American political posters, the CAYC fund, diverse aspects of popular culture (mate, tango, death), or the fund of labor union pamphlets, which far exceed the limits of art.

In a country like Argentina,  going through a fierce economic crisis based on indebtedness, capital evasion and generalized spoliation, we repudiate the leakage of common goods and symbolic capitals. We seek that the management of economic cultural, affective and political capital,  dismantle the codification between the public and the private to configure in situ, a politics of the common.

Nowadays, the forms of hoarding and accumulation are not only those of the great institutions of the global north that seek to enrich their heritage colonially. But also those of mercenaries whose purpose is to find a  return to these collections, because their radar is the economic and symbolic speculation, a compass less predictable, more difficult to track and verify.

From the RedCSur (Network of Southern Conceptualisms) we have been working for years with Juan Carlos Romero, in the public access and institutionalization of the Juan Carlos Romero Archive through the constitution of a nonprofit organization, and we know that his express wish was that his Archive will not disintegrate but will become an open access collection located in Argentina.

Thus, the Juan Carlos Romero Archive was a priority project within the archives policy that RedCSur has been promoting in various parts of Latin America, such as the Clemente Padín archive in Montevideo or the CADA archive in Santiago de Chile, to mention two examples.

This alliance goes back to the RedCSur Second Meeting of (Spanish Park Cultural Center, Rosario, October 2008), when Juan Carlos Romero was invited to present his archive and it was formalized in 2011, when RedCSur began formally working on the constitution of the nonprofit organization that laid the foundations of the archive, and in the inventory and moving of objects and documents to the space that Juan Carlos himself assigned to that end.

Continuing with a work of institutional experimentation, the proposal was to create a common working alliance with other institutions, such as the Museo Reina Sofía and the National University of Tres de Febrero, which were integrated into the project when in 2014 it was formalized a quadripartite collaboration agreement (between the  nonprofit organization Juan Carlos Romero Artists Archive, the RedCSur , the MNCARS and the UNTREF), in order to create a joint initiative that would allow the promotion of a framework for safeguarding, preserving and activating the archive based on an ethical agreement: the defense of the integrity of the archive, its public and accessible condition, its location in the context where it’s practices occurred.

In 2014, the principal space of the Juan Carlos Romero Artists Archive nonprofit organization  was opened in Santiago del Estero 443, City of Buenos Aires, to house the archive and become a space for consultation and research. Unlike other archives initiatives promoted by the RedCSur, the Romero Archive had its own space, which made possible it’s independence from the different institutions involved in the project (allowing an own particular criteria of cataloging, inventory and systematization of the material, among other issues).

This opened the possibility for the Romero Archive to be considered as a unique experience,  to try out projects with greater institutional autonomy and it was proposed to host other artists archives in its space. This characteristic was even present in the name itself as the nonprofit organization Juan Carlos Romero, which is presented as an «Artists Archive». During these years, RedCSur also worked on the cataloging and open access to different areas of the Romero Archive, including the Political Graphic Collection (composed of more than 2000 posters and available at: http://archivosenuso.org/romero/cronologico) and part of his personal archive.

We call upon the artistic and cultural community, the different archive initiatives, the artistic institutions and universities, the civil society, to pronounce themselves and repudiate the sale and privatization of the Juan Carlos Romero Archive, because this valuable public patrimony remains in private hands, delocalised, inscribed in the logic of an «art collection» and subject to dispersion and inaccessibility.

We demand that those responsible for the sale of the Juan Carlos Romero Archive make public the conditions of sale of a collection from which, to date, there is no complete inventory. The file was removed from the house in Santiago del Estero where he was based. We need to know where it is located, what is its current state of preservation, if it has been maintained as an indivisible archive, as established by the nonprofit organization that protected it during the last years.

We appeal for the intervention of the Argentine State through the protection of cultural heritage, to ensure that the archive remains in the country. At the same time, we call upon institutions and public archives that are disputing the memory and the left wing culture, beyond the nowadays governments, to generate conditions of institutionality that allow the archive to be accepted and to claim their constitution as a public heritage.

We propose that the Juan Carlos Romero Archive be declared a cultural heritage, considering its important documentary value in relation to the political and artistic processes of the 20th century in Argentina and Latin America. Likewise, we commit ourselves from the RedCSur to collaborate actively in:

  1. Continue the processes of cataloging / digitalizing areas of the archive and to work on its public access through the website archivos en uso.
  2. Manage funds to sustain projects for the archive until it’s institutionalization in Argentina is achieved.
  3. To re-launch the nonprofit organization «Artists Archive Juan Carlos Romero» to accompany and ensure the inalienability of the archive, its preservation and socialization, promoting its local registration.

For adherences:

https://docs.google.com/forms/d/e/1FAIpQLSfSeMZqCmozxilZkMmzWbzVMfV9tpDRczR-jXXsQe_s8oEXNg/viewform?usp=sf_link

EL PUEBLO SIGUE BERRACO

CAMPAÑA DE SOLIDARIDAD CON COLOMBIA

Lucía Bianchi. Impresión serigráfica sobre papel, 2021

Las protestas iniciadas el pasado 28 de abril en Colombia alcanzaron una extensión sin precedentes en la historia reciente del país. Con el objetivo inicial de oponerse a la reforma tributaria propuesta por el gobierno de Iván Duque, el Paro Nacional convocado por organizaciones sindicales y sociales abrió paso a un levantamiento popular que llegó a expandirse hasta convocar a millones en las calles. Tanto el deseo como las múltiples frustraciones fueron movilizadoras, en un momento histórico de abierta polarización, marcada por el incumplimiento del Acuerdo de Paz por parte del gobierno, y por la continuidad de más de 30 años de la herida provocada por el orden neoliberal colombiano. Ha sido esta inconformidad profunda la que irrumpió con fuerza viva, en medio de una pandemia global y una crisis generalizada, administrada por el gobierno con políticas clasistas, racistas y coloniales.

Este escenario habilitó, en una escala inusitada, la violencia represiva del Estado contra quienes se movilizaron. El gobierno de Duque estuvo al borde de declarar un Estado de Conmoción Interior, que habría permitido que fuerzas militares pudieran romper aún más los marcos existentes del derecho. Estas disposiciones se integran a un contexto general tendiente a desmovilizar a la población: censura mediática, violaciones sostenidas a los derechos humanos por agentes del Estado, detenciones y allanamientos arbitrarios, desapariciones, asesinatos, agresiones sexuales, incursiones policiales y militares en los barrios. Todos esto configura aspectos de un genocidio en curso, y que tiene mayor incidencia en zonas rurales, donde la persecusión y asesinato de decenas de líderes y liderezas ha sido una constante a lo largo de décadas. Asimismo, las jornadas de movilización han recibido la oposición de detractorxs civiles, en cuyas declaraciones y acciones bélicas se cuelan expresiones clasistas y racistas que han buscado profundizar el miedo y la desconfianza.

Hoy, nos acercamos para solidarizarnos con los pueblos en Colombia en un contexto que implica una experiencia atravesada tanto por la potencia revulsiva de un levantamiento en curso, como por la continuidad de violencias históricas y contingentes. Violencias que se acrecientan, se intersectan e incluso se naturalizan y que hoy, a unos meses del levantamiento, vemos que siguen desplegadascon total impunidad. 

Las protestas que iniciaron en abril hicieron visible aquello que permanecía, deliberadamente, oculto. El desplazamiento y la expansión de este estallido social han permitido que ocurriera frente a las cámaras y en las ciudades lo queocurría a oscuras en las zonas rurales que han sido históricamente azotadas por la violencia. La brutalidad policial que se manifestó sin pudor ante los ojos de Colombia y del mundo sólo puede ser leída con el antecedente cierto de que las comunidades campesinas, indígenas y negras han sufrido estas violencias de manera invisible y sostenida. Esta estrategia represiva, dominante en el siglo XX, y que se sigue reproduciendo actualmente, se ha sofisticado mediante la represión personalizada e individualizada, pero siempre en función de la distribución y arreglo de espacios que despliegan una política criminalizante de “desmonte”, o en abierta oposición al Proceso de Paz.Pese a ello, hoy las organizaciones siguen articuladas en un camino abierto, entretejido, que cultiva la imaginación política y a la vez que canaliza la rabia activa y desbordante de un pueblo que está berraco. Es desde la escucha atenta y la ternura de los pueblos que despertamos la solidaridad de la RedCSur, e instamos a una alerta viva que permita que se mantengan audibles tanto las narraciones indóciles de los otros futuros que se abren, como de los excesos de la represión que no pueden volver a quedar silenciados.

HACER ARTE SOBRE BILLETES NO ES DELITO

En solidaridad con el artista cubano Hamlet Lavastida

Desde el día 26 de junio de 2021, el artista Hamlet Lavastida está arrestado por las autoridades de la Seguridad del Estado cubana, cuando estaba cumpliendo las medidas de protocolo sanitario al regresar a la isla luego de una beca en Alemania. Se le ha negado el habeas corpus y se encuentra bajo un “proceso de investigación” aparentemente justificado por la idea informal, que el artista expresó en un foro cerrado de artistas en Telegram, de realizar intervenciones sobre papel moneda.

Desde los billetes sellados que Cildo Meireles realizó en 1975 con la leyenda “Quem matou Herzog?”, llamando la atención sobre el caso del periodista asesinado por la dictadura brasileña, este procedimiento es usado por muchísimos artistas como una forma de hacer circular socialmente sus mensajes sobre un soporte cotidiano que pasa de mano en mano.

Desde la Red C Sur convocamos a la solidaridad con el artista cubano, uno de los participantes en la exposición colectiva “Giro Gráfico. Como en el muro la hiedra”, que organizamos en el Museo Reina Sofía y en el MUAC el año próximo.

Ponemos aquí en común intervenciones en billetes y monedas realizadas en distintas partes del mundo, para evidenciar que este recurso es completamente legítimo y frecuente. Convocamos a sumar otras intervenciones, nuevas o viejas, a este conjunto.


OBRA DE INTERCAMBIO

ACCIÓN CIRCULANTE

Autor: Luis o Miguel

Ya que todos seguimos fascinados con el objeto en tanto artículo de venta; la pregunta sería : ¿Cómo envasar el gesto, en ese objeto, para que sea su centro de gravedad?

La respuesta puede ser: vender el envase   a precio de costo.

¿Y si plegamos la realidad para que, mirada a trasluz, resulten coincidentes  el gesto y su producto?

ANA MATHEUS ABBADE

JUAN PABLO LÓPEZ
2001: Odisea del presente
Billete, 2016

CRISTIAN INSTROZA CARCAMO

HUGO VIDAL

LUCÍA EGAÑA

HERSILIA ÁLVAREZ
Timba financiera
Fotografía, 2017

GABRIELA GONZÁLEZ LEAL
Saltando la cuerda
Billete de 10$ mexicanos desmonetizados, 2019

RAL VERONI
Remolino
Serigrafía sobre billete. Buenos Aires, 1992

RAL VERONI
Soñar, sonar
Serigrafía sobre billete. Buenos Aires, 1992

SANTIAGO FREDES
Moneda única transandina
Remezcla de metal acuñado, 2019

MAURO CÉSARI
Monstruos del Plata
Alteración y pliegue en billetes en curso rioplatense, 2015

Archives of the Commons II
The Anomic Archive

We share and celebrate a double launch: the birth of the Pasafronteras publisher of RedCSur and its first book project, Archives of the Commons II: The Anomic Archive, designed by Lucía Bianchi and Ramiro Álvarez.

In the past few years, we have seen emerging alternative and autonomous experiences of archive management and production that move away from the legitimized principles and regulations to explore the possibilities of the common. If what is common implies to leave the logic of property, if it implies to work against the privatization of knowledge and to abandon the consideration of what is public as exclusive patrimony of the State, the challenge is to find collaborative ways of production, distribution and circulation of knowledge. The experiences tackled in this book multiply the ways of conceiving and facilitating access to different types of documentary collections, so as to favor the plural becoming of history and its different writing and re-writing, elaborating and re-elaborating, in a continuous movement, that what we can call common.

With texts from de Nancy Dantas-Center for Curating the Archive, Graciela Carnevale- Archivo Graciela Carnevale, Lani Hanna-Interference Archive, May Puchet-RedCSur, Philippe Artières, Daniel G. Andújar, Alessandro Ludovico, Red Conceptualismos del Sur, Paulina Bravo-Archiveras sin fronteras, Kristóf Nagy-Artpool Research Center, Eva Weinmar-Piracy Proyect, Maite Muñoz Iglesias,LACA YAXS, Ernesto Oroza-Desobediencia tecnológica, Gareth Bell-Jones- The Flat Time House, Francisco Brives, Néstor Prieto, María Gil,  Patricia Rodriguez, Elsa Velasco-Museo La Neomudéjar.


To download, print, circulate and spread!


For a time abundant in conspiracies and alliances to resist the present…

Lanzamiento Padin

LANZAMIENTO Archivo Clemente Padín

La RedCSur invita a la conferencia de lanzamiento del Archivo de Clemente Padín en archivosenuso.org y a la celebración de su institucionalización en base a la donación al Archivo General de la Universidad de la República (Uruguay).

Contaremos con la participación del artista Clemente Padín, investigador+s de la RedCSur Fernando Davis, May Puchet e Isidora Neira (RedCSur) y representantes del AGU Vania Markarian y Julio Cabrio.

El Archivo Clemente Padín reúne documentos en múltiples formatos y diversos contenidos: revistas, libros, discos, fotografías, libros de artistas, libros de poesía visual, concreta, fonética, cassettes de audio, CD, VHS, DVD, objetos tridimensionales, reprografías, programas, facsímiles, obras, afiches, remeras, folletos, etc. Estos fueron conformados por Padín a partir de su labor como editor de las revisas Los Huevos del Plata y OVUM, y su práctica como performer y promotor de la poesía visual y experimental, mediante puentes con proyectos similares en países latinoamericanos y de otras latitudes. En 1977, durante la dictadura cívico-militar uruguaya, Padín fue encarcelado y su archivo fue confiscado y nunca fue recuperado. Con la instauración de la democracia en Uruguay, Padín realizó gestiones para la reconstrucción de su archivo con el apoyo de cerca de 200 personas con quienes estableció una red colaborativa y solidaria, por lo que un sector importante de este corpus documental está conformado por arte correo.

El Archivo de Clemente Padín es emblemático para las políticas de archivo de la RedCSur, al tratarse de uno de los primeros proyectos de catalogación, conservación, digitalización y apertura pública de un archivo de artista impulsada por la Red, a partir de una política común de archivos que busca su integridad, localización, accesibilidad y la co-responsabilidad en su gestión.

Actualmente, el archivo se encuentra alojado en el Archivo General de la Universidad de la República del Uruguay, institución a la que fue donado, en tanto la zona del archivo que está disponibilizada en archivosenuso.org corresponde a archivos, libros, libros de artistas, boletines y videos, los cuales proceden de zonas diversas como Uruguay, Chile, Alemania, Gran Bretaña, Cuba, Colombia, Italia, Países Bajos, Estados Unidos y Argentina.

Miércoles 16 de diciembre
18:30 horas (Montevideo)
Transmisión en vivo: youtube RedCSur / facebook RedCSur


Clemente Padín, Oriundo de Lascano, Rocha, Uruguay (1939). Poeta experimental, artista y diseñador gráfico, performer, curador, videísta y networker. Licenciado en Letras en la Universidad de la República Oriental del Uruguay. Dirigió, entre otras, Los Huevos del Plata y OVUM 10 entre 1969 y 1975. Entre otras distinciones fue invitado a la XVI Bienal de San Pablo (1981) y a las Bienales de La Habana (1984 y 2000), Cuenca, Ecuador (2002) y la 2da. Bienal de Arte en Tesalónica, Grecia, (2009). Becado por la Academia de Artes y Letras de Alemania (1984). Ha dictado seminarios sobre poesía experimental, performance y arte correo en todo el mundo. Fue docente en el IUNA de la URBA, Buenos Aires, Argentina, en el posgrado “Lenguajes Artísticos Combinados”. Desde la performance "La Poesía Debe Ser Hecha por Todos", Montevideo, 1970, ha realizado cientos de ellas y es autor de 25 libros y centenares de notas y artículos. Ha realizado más de 20 exposiciones individuales y más de 500 colectivas. Ha sido distinguido con el Premio Pedro Figari a la trayectoria artística en su país, Uruguay, 2005.  Fue honrado con el Premio 400 AÑOS de la Universidad Nacional de Córdoba, Argentina, 2015 y el Centre George Pompidou le adjudicó el Premio de Honor Bernard Heidsiek, en 2019, París, Francia.

May Puchet, Investigadora, curadora, docente y artista visual. Magíster en Filosofía Contemporánea. Licenciada en Artes Plásticas y Visuales. Investiga sobre las prácticas conceptuales en Latinoamérica y los vínculos entre estética y política. Ha publicado libros y artículos y participado en congresos y seminarios internacionales. Premio Nacional de Literatura, categoría Ensayo sobre Arte, 2016. Integra la Red Conceptualismos del Sur y actualmente coordina el proyecto “Conservación, digitalización y apertura pública del Archivo Padín. Segunda etapa”.

Fernando Davis, Profesor e investigador de la Universidad Nacional de La Plata y de la Universidad Nacional de las Artes y curador independiente. Dirige el proyecto de investigación “Desajustes sexuales a la historia del arte desde el sur. Tecnologías de archivo, visualidades críticas y temporalidades queer”, radicado en el Instituto de Investigación en Producción y Enseñanza del Arte Latinoamericano (IPEAL) de la Facultad de Artes de la UNLP (período 2020-2024). Es autor de los libros Juan Carlos Romero. Cartografías del cuerpo, asperezas de la palabra (2009), Romero (2010), Luis Pazos. El fabricante de modos de vida. Acciones, cuerpo, poesía (2013), Horacio Zabala, desde 1972 (2013), Poéticas oblicuas. Modos de contraescritura y torsiones fonéticas en la poesía experimental (1956-2016) (2016) y La herencia indócil de los espectros. Obras de Cristina Piffer (en prensa). Integra desde su fundación en 2007 la Red Conceptualismos del Sur. En el marco de las políticas de archivo impulsadas por la Red, trabajó desde inicios de 2009 en las acciones de investigación y diagnóstico del Archivo Clemente Padín y, más tarde, en la coordinación (desde la Red) de la digitalización de las primeras zonas del archivo.

Isidora Neira Ocampo, Historiadora del Arte y Archivera. Desde 2015 forma parte del equipo tras el Archivo de Guillermo Núñez que tiene como objetivo difundir, democratizar y asegurar el acceso público a la obra del artista. Es parte de la organización Archiveras sin Fronteras – Chile y de la Red de Conceptualismos del Sur en la que ejerce como coordinadora del Nodo Archivos. Actualmente se encuentra a cargo de la creación del Archivo Histórico del Museo de Arte Moderno de Chiloé (MAM Chiloé).

Vania Markarian, Doctora en Historia por Columbia University. Es Responsable del Área de Investigación Histórica del Archivo General de la Universidad de la República e integra el Sistema Nacional de Investigadores de Uruguay. Ha sido profesora visitante en varias universidades latinoamericanas y de Estados Unidos, entre ellas UNGS, UFMG, Columbia University, CUNY y Princeton University. Actualmente es la Presidenta de la Asociación Uruguaya de Historiadores. Entre sus muchas publicaciones se destacan Idos y recién llegados: La izquierda uruguaya en el exilio y las redes transnacionales de derechos humanos (1967-1984), antes publicado como Left in Transformation: Uruguayan Exiles and the Latin American Human Rights Networks El 68 uruguayo: El movimiento estudiantil entre molotovs y música beat, también publicado en inglés por University of California Press.  Su último libro es Universidad, revolución y dólares: Dos estudios sobre la Guerra Fría cultural en el Uruguay de los sesenta (Montevideo: Debate, 2020).

Julio Cabrio (Maldonado, Uruguay, 1978). Tiene formación en filosofía por la Facultad de Humanidades y Ciencias de la Educación (UDELAR), desde 2009 es Licenciado en Artes con especialización en fotografía por la Escuela Nacional de Bellas Artes (UDELAR). Al mismo tiempo, desde 2012, integra el equipo del Laboratorio de Preservación Audiovisual del Archivo General de la Universidad (Uruguay) como especialista en preservación, realizando además tareas de investigación y docencia. En 2013 realizó, junto a Clara von Sanden, un informe sobre las películas uruguayas en el Archivo Nacional de la Imagen y el archivo de la Cinemateca Uruguaya, trabajo coordinado por el Instituto del Cine y el Audiovisual del Uruguay (ICAU). Durante 2015 y 2016 trabajó en el Media Preservation Lab de Bobst Library NYU y ha realizado su semestre de pasantía en la sección Archive & Libraries de Brooklyn Museum en Nueva York. Ha participado como co-organizador de numerosos encuentros internacionales como APEX-MIAP (Audiovisual Preservation Exchange), ha realizado otras pasantías en el exterior en el Departamento de Multimedios de Human Rights Watch y en el archivo fílmico de movimientos sociales del Interference Archive (NYC, 2016). Actualmente es maestrando del programa Arte y Cultura Visual de IENBA (UDELAR) e integra el Grupo de Estudios Audiovisuales (GestA) para el desarrollo de su línea de investigación.

Escuchar el susurro

Declaración en solidaridad con el Movimiento San Isidro de Cuba

El 9 de noviembre, el músico cubano Denis Solís fue detenido por parte de la policía cubana, por supuesto desacato a la autoridad, y luego de un juicio sumario en su contra, fue condenado a ocho meses de prisión. El Movimiento San Isidro (MSI), integrado por artistas, activistas y científicxs convocó a un recital de poesía frente a una estación de policía en La Habana Vieja, reclamando la liberación del músico. Lxs integrantes del movimiento fueron reprimidxs y detenidxs, algunxs de ellxs por más de 72 horas. A raíz de estos episodios, considerando que todos los canales de diálogo se habían cerrado y fuese vulnerado el derecho a la manifestación, el MSI se reunió realizando vigilias, lecturas de poesía que llaman «susurro poético» e intervenciones artísticas para seguir reclamando la liberación del músico de hip-hop. La casa que habitan fue objeto de agresiones por parte de personas no identificadas; la provisión de alimentos y agua se vio restringida; el acceso a interlocutores vecinxs y defensores de los Derechos Humanos ha sido limitado. Por estas razones, nueve integrantes del MSI han decidido entrar en huelga de hambre indefinida, y dos de ellxs en huelga de hambre y sed, exigiendo la liberación de su compañero.

La vulnerabilidad de estas vidas despierta la solidaridad de la RedCSur, así como la de aquellas doblemente vulneradas en su desprotección ante fuerzas represivas, ante la pobreza y la racialización, la precarización y marginalización, o por razones de su adscripción a distintas formas de manifestación y protesta.

Igualmente, desde estamentos oficiales se ha puesto en duda la artisticidad de las creaciones de lxs artistas, así como el propio estatuto de artistas de lxs creadorxs mismxs. Como RedCSur entramos en alerta y manifestamos nuestro repudio frente a estas formas de desacreditar, desconocer y desprestigiar la voz de artistas y creadorxs autodidactas como modos de invalidación de su lugar en la vida política, así como frente a las burocracias que exigen avales oficiales para el ejercicio del trabajo creador y que controlan las formas de exhibición y circulación de prácticas artísticas. Consideramos asimismo que las prácticas contemporáneas abrigan una heterogeneidad de formas en las que no existen fronteras entre arte, activismo y política.

Nos llamamos a estar alertas e informadxs sobre este proceso en curso de vigilia y huelga de hambre llevado a cabo por integrantes del Movimiento San Isidro, e instamos a tomar acciones por la liberación de Denis Solis y la apertura del diálogo.

(Imagen cedida por la artista mexicana Adriana Maldonado)

Círculo de la palabra Palestina

Círculo de la palabra: Oír Palestina

La RedCSur invita al Círculo de la Palabra Oír Palestina, actividad pública a ser realizada vía streaming como parte de una campaña abierta de solidaridad internacional.

Los círculo de la palabra son instancias de escucha situada donde aproximarse a las experiencias y reflexiones de distintas latitudes. En esta ocasión la palabra rotará en torno a las luchas históricas y las acciones solidarias en favor del pueblo palestino, el lugar de la diáspora y la amenaza existencial hoy atraviesa Palestina a raíz de las amenazas anexionistas. Un círculo para la afectación sur-sur sobre la situación que atraviesa el pueblo palestino y un principio de saber para la acción política.

Moderado por Ana Longoni, el círculo contará con la participación de:

  • Lina Meruane, escritora chilena, autora de «Volverse Palestina»
  • Rodrigo Karmy, profesor e investigador del Centro de Estudios Árabes de la Universidad de Chile
  • S.E. Husni Abdel Wahed, periodista palestino, actual embajador del Estado de Palestina en Argentina
  • Luis Carlos Domínguez Prada, abogado colombiano, especialista en análisis político, defensor de D.D.H.H.
  • Fabricio Arnella, periodista de Adelante! y militante del Partido Comunista Paraguay

La campaña Oír Palestina consiste en un llamado de solidaridad internacional ante los nuevos avances de ocupación de los territorios palestinos por parte de Israel, la intensificación de las acciones para la anexión de Cisjordania, coincidentes con la pandemia de Covid-19 y las negociaciones entre Israel, Emiratos Árabes con Estados Unidos como intermediario, sin presencia ni voz del pueblo palestino. Desde la RedCSur hacemos un llamado a oír Palestina, y expresar nuestra solidaridad y complicidad con el pueblo palestino que habita dentro y fuera de este territorio.

***

Círculo de la palabra: Oír Palestina